Suscribete

Suscríbete a la Newsletter

    *Suscríbete para recibir las últimas promociones y códigos de descuento de Sumire kanari
    Top
    Image Alt
    Noticias

    Sumire Kanari

    Productos y recetas caseras para el cuidado del cabello

    En el post anterior os hablamos de las etapas del layering del cuidado del cabello que llevan a cabo las japonesas y, os comentamos que haríamos un post en el que os daríamos varias ideas y recetas para poder ejecutar ese proceso de la forma más natural posible.
     
    ¡Esperamos que disfrutéis estos consejos tanto como nosotros estamos disfrutando contando sus secretos!
     
    A continuación, os iremos recomendando productos y recetas  naturales para las cuatro primeras etapas.
     
     
    ETAPA 1. BAÑO DE ACEITE.
     
    Recordar que, el aceite se elige en función de las necesidades que queremos cubrir. Nosotros os vamos a recomendar los siguientes:
    – Aceite de camelia: es el aceite preferido de Japón y nosotros diríamos de gran parte del continente asiático. Ayuda a nuestro cabello aportándole fuerza, tono y volumen. Es ideal para todo tipo de cabellos pero para el cabello seco va estupendo.
     
    – Aceite de oliva: muy recomendable si has tomado el sol y el cuero cabelludo ha sufrido irritaciones. Va muy bien en cabellos apagados. Aporta mucha hidratación y brillo.
     
    – Aceite de macadamia: es más bien de textura seca y es muy recomendable para usar en cabellos teñidos y quebradizos.
     
    – Aceite de coco: eficaz en puntas abiertas y cabellos secos, rizados y porosos.
     
    – Aceite de aguacate: si tu cabello tarda en crecer, este será tu mejor aliado ya que estimula el crecimiento del pelo. Da mucho brillo y también ayuda con las puntas abiertas.
     
    – Aceite de nuez de Brasil: muy recomendable para pelo fino y graso ya que este aceite nutre pero sin aportar grasa. 
     
    – Aceite de ricino: si tu preocupación en la caída del pelo, este aceite será tu mejor amigo. Frena la caía y favorece el crecimiento.
     
    – Aceite de yoyoba: controla la producción de sebo por lo que es genial para el pelo graso. Da brillo y flexibilidad. Al igual que el aceite de ricino, ayuda a frenar la caída del cabello.
     
    ETAPA 2. EL CHAMPÚ DOBLE.
     
    Para esta etapa os traemos 3 recetas de champús caseros.
     
    – Champú de rhassoul para pelo graso. La rhassoul es una arcilla ideal para frenar la aparición de sebo que hace que nuestro cabello sea graso. Se puede conseguir en tiendas ecológicas. Limpia y suaviza el cuero cabelludo. Para poder usarla hay que disolverla en una cantidad de agua caliente y aplicarla masajeando el cabello, lo dejamos actuar unos minutos y enjuagamos. Aporta brillo, flexibilidad y volumen.
     
    – Champú anticaspa. Para conseguir un champú anticipa efectivo y casero lo que haremos será mezclar medio litro de agua y una cucharada sopera de bicarbonato sódico. Una vez que esté hecha la mezcla, aplicar sobre el cabello mojado masajeando, dejar actuar y aclarar. 
     
    – Champú para pelo dañado / castigado. Para conseguir este champú, mezclaremos 2 cucharadas de miel con el zumo de un limón y dos huevos batidos. Lo pondremos sobre el cabello masajeando y lo dejaremos actuar 10 minutos. Enjuagar con agua fría o tibia, no caliente ya que el agua caliente puede hacer que se cueza el huevo.
     
     
    A los champús podemos incorporal aceites esenciales que sean beneficiosos para tratar el problema objeto, si estás embarazada consúltalo primero con tu médico. Algunos aceites esenciales. 
     
    ETAPA 3. EL DESENREDADO.
     
    Recordar que para no dañar el cabello en el proceso de desenredado, hay que utilizar un suavizante o producto que facilite el proceso por lo que os dejamos dos recetas que os van a venir genial.
    – Desenredante 1: mezclar 1 yema de huevo, el zumo de un limón y miel. Hay que batirlo todo y , con el pelo previamente limpio con los dos enjabonados, lo aplicaremos para desenredar el pelo. Lo dejamos actuar unos minutos y enjuagamos con agua fría o tibia porque si lo hacemos con agua caliente…¡ya saben que se puede cocer el huevo!
    – Desenredante 2: en un bol, poner copos de avena y añadir agua hasta cubrirlos (7 partes de agua por una parte de copos), mezclar hasta que quede lechoso. Cuela los copos para que solamente nos quede la leche de avena e introdúcelo en un pulverizador. No es necesario enjuagarlo y lo podemos conservar en la nevera durante 3 días.
    ETAPA 4. CUIDADOS PARA EL BRILLO.
    – Vinagre de sidra. Con esta sencillísima receta, vamos a conseguir cerrar las grietas del pelo, los poros y conseguiremos que nuestro cabello brille. Coger una botella de agua, añadirle tres o cuatro chorros de vinagre y agitar para que se mezcle bien. aplicarlo y dejarlo actuar unos minutos, después enjuagar. El olor del vinagre de sidra no es desagradable.
    – Zumo de limón. Se puede usar en pelo graso. Mezclar una botella de agua con el zumo de un limón y agitar hasta que se diluya bien, después filtrar para evitar que quede pulpa del limón por el pelo. Enjuaga el champú del pelo con esta mezcla y obtendrás un brillo estupendo.
    * El agua que hay que usar para la mezclas es agua mineral ya que el agua del grifo contiene altos niveles de cal.

    Publica un comentario

    Siente la magia de la cosmética asiática en tu piel
    You don't have permission to register

    Reset Password